PAN CON AGUACATE MUSICAL

LA NUEVA FORMA DE GOZAR LA VIDA!

viernes, 24 de septiembre de 2021

Leonel Fernández en otro divorcio


 

Por Altagracia Salazar 

 

El divorcio de Leonel Fernández y Margarita Cedeño, el segundo de ambos, pasó con poco ruido, incluso, para la afición de las novelas rosas. La distancia entre ambos era muy marcada a pesar del beso aquel y del discurso de Margot en apoyo a su esposo, vestida de verde en la campaña interna del PLD,  que muy pronto olvidó. Al final Margot recordó el refrán aquél del amor y el interés.

 

Ahora en su afán de posicionarse como cabeza de oposición al gobierno de Abinader, Leonel Fernández evidencia otro divorcio que quizá sea más sonoro porque se está divorciando de la realidad.

 

Fernández, que modificó la constitución para incluir al procurador designado por el presidente y que incluyó un voto calificado para el mandatario en el Consejo Nacional de la Magistratura, insiste en decir que el Ministerio Público y el Poder Judicial son independientes porque esa Constitución construida para regresar al poder así lo dice.

 

Con esa Constitución Leonel Fernández llevó a Mariano Germán, su antiguo jefe y miembro del Comité Central del PLD a la Suprema Corte de Justicia. Con esa Constitución designó a Francisco Domínguez Brito como procurador general de la República, siendo también miembro del Comité Central del PLD y con esa Constitución se repartió las Altas Cortes con Miguel Vargas Maldonado.

 

Esa independencia de la Justicia permitió que Germán mostrara el pagaré por el dinero que recibió una jueza y que Domínguez Brito no apelara en el caso de Felix Bautista sin ninguna consecuencia, pero Fernández insiste en la independencia.

 

No tengo que decir que con esa independencia el anterior Tribunal Superior Electoral falló 36 veces a favor de Miguel Vargas Maldonado.

 

Varios medios traen como titular de hoy la falta de cupo en las escuelas públicas a pesar de que la inversión del 4% por ciento en educación que Fernández rechazó hasta su último día como presidente, se ha concentrado en construir aulas. Y ni así ese hombre se retracta.

 

El hombre que se negó a ir a un debate bajo el argumento de que en el país nadie sabía conceptualizar sigue creyendo que con palabras bonitas es suficiente.

 

Es innegable que tras su divorcio de Margarita Leonel Fernández  empezó a divorciarse de la realidad.

 

0 comentarios:

Publicar un comentario