miércoles, 16 de agosto de 2017

PRM luchará para recuperar la democracia en la Cámara de Diputados


Procurará se aprueben Leyes necesarias para el país

Santo Domingo, R. D.-  El Bloque de Diputados del Partido Revolucionario Moderno (PRM)  al  iniciar la nueva legislatura este 16 de agosto, con motivo del 154 aniversario de la Restauración, afirmó que buscarán recuperar la democracia interna que debe primar en la Cámara de Diputados.

Prometen luchar para que se aprueben en esta nueva legislatura las leyes, que son necesarias para el país, como: la Ley de Responsabilidad y Transparencia Fiscal, la Ley de Fiscalización, la Ley de Aguas, ley de Partidos Políticos y la ley de Régimen Electoral, así como la modificación de la Ley de Seguridad Social.

Alfredo Pacheco, vocero de la entidad política, al leer un documento de su Bloque, al iniciar la elección del nuevo bufete directivo de la Cámara de Diputados, apeló a que exista un verdadero Estado Social Democrático de Derecho, donde la separación de poderes sea real y efectiva para el funcionamiento de la democracia, ya que, en los gobiernos del PLD, el poder legislativo ha sido convertido en un sello gomígrafo.

El PRM considera que el país vive uno de sus peores momentos en materia institucional, caracterizado por la corporación de la vida pública, la quiebra moral en el ejercicio del poder y la conversión del estado en una locomotora de corrupción.

Dijo que los diputados perremeistas, están comprometidos con darle al Congreso un rumbo y orientación en el cual cambie radicalmente el orden de las prioridades en las cámaras legislativas.

Según el vocero del PRM, “Esperan que las prioridades en la agenda congresual sean la calidad de la educación, la protección del medio ambiente, las oportunidades de empleos dignos para nuestras mujeres y nuestros jóvenes; que sean la distribución equilibrada del presupuesto en las distintas provincias, la protección a nuestros productores y el incentivo a los generadores de empleo”.

En documento leído desde el hemiciclo, Pacheco concluyó enviándole un mensaje al país en donde “le asegura que ellos como posición continuarán siendo, guardianes del interés nacional: ojos oídos y voz del pueblo dominicano”

A continuación el texto integro de la proclama del PRM


Proclama del Bloque Parlamentario del 16 de agosto 2017

Los legisladores y legisladoras pertenecientes al Partido Revolucionario Moderno (PRM), en este 16 de agosto de 2017, fecha en que conmemoramos el 154 aniversario de la gesta restauradora de nuestra Nación, proclamamos ante el pueblo dominicano lo siguiente:

La condición indispensable para que exista un verdadero Estado Social Democrático de Derecho es la separación efectiva y real de los diferentes poderes que conforman el Estado. Lamentablemente, en los periodos en que el Partido de la Liberación Dominicana -PLD- ha gobernado, el Poder Legislativo ha sido convertido en un sello gomígrafo para dar legitimidad a las erráticas medidas y políticas públicas del gobierno central en contra de las aspiraciones y el bienestar de la mayoría.

Si en nuestro país imperara una verdadera institucionalidad democrática que incluyese la separación real de poderes, nuestras fuerzas estuviesen hoy siendo parte de la competencia democrática para la escogencia de los bufetes directivos de las cámaras legislativas. Pero como es bien sabido por la sociedad, una sóla fuerza política, el Partido de la Liberación Dominicana, controla y maneja, a su antojo y medida, todos los poderes que constituyen nuestro modelo institucional.

La República Dominicana vive hoy uno de sus peores momentos en materia institucional, caracterizado por la corporización de la vida pública, la quiebra moral en el ejercicio del poder y la conversión del estado en una locomotora de corrupción.

El erario nacional ha sido convertido en pasto para saciar las apetencias de enriquecimiento al vapor y manipulación de conciencias y voluntades en favor del oficialismo y sus objetivos, mientras la vida de nuestros/as ciudadanos/as y comunidades se vuelve cada vez más precaria y difícil, aunque la abrumadora publicidad del poder se empeñe en ocultarlo.

Nosotros estamos comprometidos con darle al congreso un rumbo y orientación en el cual  cambie radicalmente el orden de las prioridades en las cámaras legislativas, para que en lugar de andar presurosos aprobando empréstitos, las agendas incorporen los grandes temas de nación, como el de la delincuencia y la criminalidad, el de la salud de la gente, o el de los sueldos y salarios de los trabajadores activos y retirados.

En estas legislaturas del pasado año se han quedado pendientes de aprobar importantes leyes, que son necesarias para el país, como es la de Ley de Responsabilidad y Transparencia Fiscal, la Ley de Fiscalización, la Ley de Aguas, la Ley de Ordenamiento Territorial, la Ley de Partidos y Agrupaciones políticas y la Ley Orgánica del Régimen Electoral, así como la modificación a Ley de Seguridad Social.

Queremos que las prioridades en la agenda congresual sean la calidad de la educación, la protección del medio ambiente, las oportunidades de empleos dignos para nuestras mujeres y nuestros jóvenes; que sean la distribución equilibrada del presupuesto en las distintas provincias, la protección a nuestros productores y el incentivo a los generadores de empleo.

Nosotros, los legisladores de la oposición quisiéramos que en el centro de la agenda del Poder Legislativo estuviese el fin de la corrupción y la impunidad, el control de nuestras fronteras y la seguridad en la vida de todos nuestros conciudadanos.

Pero mientras un solo partido, el de la Liberación Dominicana, a través de su Comité Político, decida por todos los poderes y por todas las personas, eso no será posible. Queda a nuestra representación el rol de perseverar para que en las legislaturas porvenir, nuestras voces, nuestras propuestas y nuestros votos sean siempre cónsonos con el más elevado interés nacional.

Estamos conscientes que la prerrogativa fundamental que asigna la Constitución de la República al Congreso Nacional es la de constituir un poder independiente, que en representación de los ciudadanos y ciudadanas de la Nación, ejerza una función de contrapeso a las decisiones y actuaciones de los demás poderes del Estado.

En consecuencia, proclamamos ante el país nuestra determinación de mantenernos vigilantes y firmes, insistiendo en la necesidad de que los legisladores juguemos el rol de fiscalización del Estado que nos manda la Constitución de la República y merecen nuestros electores.

Estaremos ejerciendo freno al endeudamiento irresponsable que hipoteca el presente y futuro de las actuales y venideras generaciones, gritando a todo pulmón: No más deuda!

Nos mantendremos impulsando iniciativas que recuperen la ética y la transparencia en la gestión pública, pasando por el desmonte de la excesiva burocracia, el tráfico de influencias y la vulneración de los procedimientos.
Nos mantendremos aquí en cada sesión, en apoyo a nuestros productores nacionales, en defensa de nuestra soberanía y en procura del desarrollo sostenible del país. 

Insistiremos sin desmayo por el rompimiento de relaciones con la empresa corrupta y corruptora Odebrecht y por el regreso al erario de todo el dinero estafado al país. 

Lucharemos sin cesar, que la Cámara de Diputados recupere su independencia y pueda cumplir su rol de vigilancia y contención contra los excesos y el control que ejerce el gobierno en detrimento de la democracia, la transparencia y el buen uso de los recursos públicos.  

Le aseguramos al país que continuaremos siendo, guardianes del interés nacional; ojos, oídos y voz del pueblo dominicano!

Santo Domingo, Distrito Nacional, República Dominicana
16 de agosto del 2017.-


0 comentarios:

Publicar un comentario