PAN CON AGUACATE MUSICAL

LA NUEVA FORMA DE GOZAR LA VIDA!

viernes, 9 de junio de 2017

Schneiderman liderando coalición de 13 fiscales generales


Promete batalla legal si administración de Trump intenta revertir los estándares de emisión de vehículos

Estándares de contaminación atmosférica amenazados por la EPA de Trump reduciría las emisiones de carbono por el equivalente de 422 millones de autos, mientras mejora la economía de combustible - resultando en un ahorro neto de $1.650 para cada consumidor

La Coalición advierte al Administrador de la EPA que espere un reto Legal "vigoroso" si la agencia busca debilitar los estándares de contaminación para automóviles y camiones ligeros

AG Schneiderman: Estamos listos para agresivamente desafiar el peligroso programa anti-ambiental del Presidente Trump en el Tribunal

NUEVA YORK - El Fiscal General de Nueva York, Eric T. Schneiderman, dirigió una coalición de 13 fiscales generales y el Departamento de Protección Ambiental de Pensilvania, advirtió hoy a la Administración Trump que cualquier esfuerzo para revertir los estándares claves de emisión de vehículos sería enfrentado por una "vigorosa" impugnación judicial. En una carta al administrador de la Agencia de Protección Ambiental (EPA), Scott Pruitt, la coalición deja claro que tomará medidas legales si la EPA intenta debilitar las normas de contaminación del aire establecidas para los vehículos de pasajeros y camiones ligeros para los años modelo 2022 a 2025.

"Reducir la contaminación de los automóviles y camiones es vital para la salud y el medio ambiente de los neoyorquinos y de todos los estadounidenses, ya que protegemos el aire limpio que hemos trabajado tan duro para lograr y combatimos el cambio climático", dijo el Fiscal General de Nueva York, Eric Schneiderman. "Cualquier esfuerzo para revertir estos estándares de emisiones de vehículos asequibles, alcanzables y de sentido común sería a la vez irracional e irresponsable. Estamos listos para desafiar enérgicamente y agresivamente la peligrosa agenda anti ambiental del Presidente Trump en los tribunales, como ya lo hemos hecho con éxito".

En 2012, a través de un proceso cooperativo de varios años que incluyó a los principales reguladores automotrices estadounidenses -EPA, la Junta de Recursos del Aire de California (CARB) y la Administración Nacional de Seguridad en el Tránsito (NHSTA) del Departamento de Transporte - La EPA adoptó estándares cada vez más estrictos para las emisiones de gases de efecto invernadero de los automóviles y camiones ligeros para los años modelo 2017-25. La EPA también acordó completar una evaluación de medio término para confirmar la viabilidad de las normas más estrictas para los años modelo 2022-25. Los estándares 2022-25 reducirían las emisiones de carbono por el equivalente a eliminar 422 millones de automóviles de la carretera (reduciendo dramáticamente las emisiones de gases de efecto invernadero en 540 millones de toneladas métricas), así como mejorar la economía de combustible de los vehículos - resultando en beneficios netos de casi $100 mil millones, Incluyendo un ahorro neto de $1,650 para cada consumidor durante la vida de un vehículo nuevo.

La EPA completó su evaluación de mitad de período en enero de 2017. De acuerdo con los requisitos legales, la evaluación incluyó una evaluación técnica detallada de varios factores, incluyendo la disponibilidad y efectividad de la tecnología, los costos para los fabricantes y los consumidores y el impacto de las normas en la reducción emisión, seguridad energética, ahorro de combustible y seguridad en el automóvil. Con base en esta evaluación, EPA, CARB y NHSTA emitieron un informe en el que se hallaba que las actuales normas de emisión de gases de efecto invernadero para los años de modelo 2022-25 se pueden cumplir utilizando la tecnología existente de vehículos disponibles. Luego de un extenso aviso y comentarios públicos, la EPA concluyó que las actuales normas de emisión son viables a un costo razonable, logrará reducciones significativas de emisiones de dióxido de carbono y proporcionará importantes beneficios económicos y ambientales a los consumidores y emitió su decisión final de mantener estas normas en lugar.

No obstante, en marzo de 2017, la Administración Trump anunció que "volvería a examinar" la decisión de evaluación intermedia de la EPA. Este anuncio fue seguido por una carta del 2 de mayo al gobernador Brown de California, en la cual el Administrador Pruitt afirmó que la anterior evaluación de mitad de período era legalmente y procedimentalmente defectuosa.

En su carta de hoy, la coalición expresa su fuerte desacuerdo con la afirmación del Administrador Pruitt de que el proceso de evaluación de mitad de período de la EPA era defectuoso, proporcionando una refutación punto por punto de las críticas del Administrador. La carta señala que, a la luz de los hechos relacionados con la evaluación, "la caracterización en su carta del 2 de mayo de que la EPA" eludió "los procesos legales y científicos requeridos en su evaluación intermedia es errónea e inconsistente con su deseo declarado respetar la ley ".

La coalición concluye la carta con la advertencia de que "si la EPA actúa para debilitar o retrasar las normas actuales para los años modelo 2022-25, tenemos la intención de vigorosamente buscar remedios legales apropiados para bloquear dicha acción".

El Procurador General Schneiderman está liderando la coalición, que incluye a los Fiscales Generales de Nueva York, Connecticut, Delaware, el Distrito de Columbia, Iowa, Maine, Maryland, Massachusetts, Oregón, Rhode Island, Vermont y Washington. Secretario del Departamento de Protección Ambiental de la Commonwealth de Pensilvania.

El Fiscal General Schneiderman y sus colegas fiscales generales ya han enfrentado con éxito la agenda anti ambiental de la administración Trump, lo que resultó en que la administración revirtiera el curso sobre estándares de eficiencia energética el mes pasado.

El Fiscal General Schneiderman también lidera la coalición de estado y localidades que defienden el Plan de Energía Limpia; Ha tomado medidas para oponerse a los esfuerzos del Presidente Trump para desmantelar la Regla de Agua Limpia, y el intento de permitir que el pesticida tóxico clorpirifos permanezca en los alimentos y revertir los estándares de aire limpio para el hollín.


Este asunto está siendo manejado por el Asesor Superior Michael J. Myers, el Jefe de Sección Afirmativa Yueh-Ru Chu, el Fiscal Adjunto John Turrettini, el Científico Principal Alan Belensz y la Científica Jennifer Nalbone, bajo la supervisión de Lemuel M. Srolovic, Jefe del Buró de Protección Ambiental del Fiscal General. La oficina forma parte de la División de Justicia Social, dirigida por el Fiscal Ejecutivo de Justicia Social Alvin Bragg.

0 comentarios:

Publicar un comentario